Copyright © 2018. Banco Interamericano de Desarrollo. Si deseas republicar el artículo, por favor solicita autorización a sph-communication@iadb.org

Entrevista por Andrea Proaño Calderon.

Read the English version here.

¿Sabías que cuando llegan al quinto grado hay casi tres veces más niños que niñas entre el 5% de los mejores en lo que se refiere al rendimiento en matemáticas? Esta brecha, contrariamente a la creencia generalizada, no puede ser atribuida de forma convincente a diferencias biológicas. Más bien, es posible que tenga que ver, entre otros factores, con barreras socioculturales e intergeneracionales que inciden negativamente en la confianza de las niñas.

Así que, ¿cómo podemos revertir esta tendencia? Impugnándola.

El Moms as Mentors Project® (Proyecto Madres como Mentoras), creado en 2007, es una iniciativa en esa línea. Ofrece talleres de liderazgo y trabajo en equipo para empoderar a madres e hijas a que se conviertan en “mujeres seguras de sí mismas e influyentes”. Hablamos con Leslie Coles, cofundadora y directora ejecutiva del proyecto, para indagar en la ´fórmula secreta’ con la que dan a las madres la confianza necesaria para criar niñas seguras de sí mismas. A poco de celebrarse el Día de la Madre, no encontramos un mejor modo de honrarlas que reconociéndolas como nuestros mejores modelos a seguir en la vida.  

Cuéntanos un poco más acerca de cómo surgió Moms as Mentors®. ¿Qué motivó el proyecto? ¿Qué brecha se propuso llenar?

Luego de familiarizarse con el papel crucial que cumplen las madres en la confianza de las niñas, mientras estaba en la Facultad de Educación de Harvard, Emilie Liebhoff, la fundadora del proyecto, se propuso ayudar a las niñas a construir su propia confianza y a ver a sus madres como modelos a seguir. La relación madre-hija es poderosa y Emilie vio en las madres una fuente inexplotada e inexplorada para influir en las opciones socioemocionales y profesionales de las niñas y mejorar sus resultados, independientemente de sus propios antecedentes y conjunto de habilidades.

En 2014 me uní a Emilie para la siguiente etapa de Moms as mentors® —cuando oficialmente nos convertimos en una organización sin fines de lucro y creció nuestro enfoque de ayudar a las madres a promover el interés y la confianza de sus hijas en campos de rápido crecimiento donde las madres siguen siendo poco representadas—, con un énfasis en la educación STEM (Ciencias, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas, por sus siglas en inglés), el emprendimiento y la política.

Desde un principio, los programas recibieron una retroalimentación sorprendente y ahora tenemos una demanda mayor que la que podemos satisfacer.

¿Qué tipo de programas ofrecen?

En esencia, Moms as mentors® aspira a formar la siguiente generación de mujeres seguras de sí mismas. Queremos que las niñas entiendan el poder de sus propias voces y que las madres aprovechen la oportunidad de convertirse en mentoras de sus hijas en la vida cotidiana.

Nuestros programas madre/hija insignia alimentan la confianza y generan momentos de liderazgo y vinculación mediante actividades que promueven el trabajo en equipo, la comunicación y la comprensión mutua y fortalecen los nexos.

Cada programa incluye una actividad práctica centrada en torno a un tema de STEM, de emprendimiento o de compromiso político. Enfatizamos el trabajo de equipo, la comunicación y la colaboración, y desafiamos a las madres y a las niñas a resolver conjuntamente los problemas. En el camino, a menudo las madres atestiguan las capacidades creativas de sus hijas y estas, a su vez, ven a sus madres desde una perspectiva nueva.

También ofrecemos diversos talleres para padres* en los que, por ejemplo, se trabaja en cómo ser un mentor STEM/STEAM y en temas relativos a cómo alentar a las niñas a descubrir nuevos campos de interés, cómo ayudar a los hijos a marcar la diferencia y cómo pueden los padres formar hijos que se conviertan en aliados masculinos de las mujeres en los emprendimientos/STEM y en ámbitos políticos.

Los economistas se refieren a la teoría del cambio como motivo de una intervención. ¿Cuál fue la de ustedes?

Pensamos en cómo abordar la falta de confianza en sí mismas que muestran las madres y las niñas, en las mujeres que no son reconocidas —o no se reconocen a sí mismas— por su rol, sus logros, sus capacidades… Parte de alcanzar niveles de confianza en las madres es ayudarlas a entender cómo les afecta a sus hijas oírlas decir cosas como “¡Oh!, no soy buena en matemáticas, pregúntale a tu padre…”. Queríamos romper las ideologías intergeneracionales, las actitudes e inseguridades que pueden transmitirse de madre a hija, por ejemplo la ansiedad por las matemáticas. Los cambios del comportamiento ocurren con el transcurso del tiempo y sabemos que pequeños ajustes en las interacciones diarias de las niñas con sus madres pueden tener un impacto poderoso… en el patio, en la mesa, en el automóvil, etc. Según nuestro concepto, las madres se convierten en los vehículos a través de los cuales podemos alcanzar el objetivo de generar confianza y autoestima en las niñas.

¿Cómo eligen a su población objetivo, o ella las elige a ustedes?

Trabajamos mayormente con niñas en edad escolar, primaria o secundaria, y hemos trabajado con más de 1000 niñas y mujeres desde 2014.

Para conectarnos con ellas, nos asociamos con organizaciones comunitarias, tales como bibliotecas, escuelas, universidades y compañías locales… ¡vamos a donde hay interés! La mayor parte de la demanda de nuestros programas se difunde de boca en boca.

¿Ha sido evaluada su iniciativa?

Sería muy bueno poder conducir una evaluación formal y una investigación de seguimiento. Pero por ahora, nuestra principal retroalimentación proviene de las encuestas que realizamos al final de cada programa para determinar si la relación madres-hijas y su propia confianza está cambiando.

Las encuestas han demostrado que:

  • los programas forman vínculos más fuertes entre madres-hijas en más del 90% de las participantes
  • más del 90% de las niñas dijeron que nuestro programa les despertó nuevo interés/entusiasmo en los emprendimientos y que las hizo sentirse más seguras sobre la educación STEM
  • el 100% de las madres manifestaron que nuestro programa les proporcionó herramientas para ser mentoras STEM
  • el 94% de las niñas que participaron reportaron sentirse “más seguras cuando hablaban de temas que para ellas eran importantes”

También hemos aprendido de nuestras encuestas y de la comunicación de seguimiento con las madres participantes, que el poder de nuestros programas se extiende al hogar: las niñas participan en más actividades de STEM, son más proclives a obtener juguetes de STEM y madres e hijas continúan cultivando el espíritu emprendedor al que estuvieron expuestas en los talleres.

Y, finalmente, encontramos que el 75% de las madres que participaron se sienten más seguras de sí mismas como mujeres en el mundo y en el lugar de trabajo (más allá de su rol de madres), lo que nos entusiasma porque significa que estamos impactando dos generaciones a la vez: las madres y sus hijas (¡que luego pueden transmitir la confianza en sí mismas a sus propias hijas!).

Si pudieran transmitir una idea acerca de Moms as Mentors® a las madres, los padres, los formuladores de política y a cualquiera que se interese en encontrar nuevas soluciones para empoderar a las niñas, ¿cuál sería?

En Moms as Mentors® se trata de reconocer el poder de las madres.

No es necesario que una madre tenga una profesión en particular o una trayectoria educativa para cumplir un rol significativo en términos de generar en su hija confianza en sí misma, tanto respecto de su vida como de su carrera. Hay muchas maneras en que las madres pueden influir en sus hijas como mentoras y modelos a seguir, como consejeras confiables que promueven seguridad, fuerza y perseverancia ante obstáculos inevitables. Se trata de empoderar a las madres para que asuman su calidad de mentoras, moldeen su propia confianza y estén ahí para sus hijas en la vida cotidiana.

Es realmente una idea simple. Creemos que a través de las madres podemos formar la generación de niñas más seguras de sí mismas que se haya visto hasta hoy.

¿Conoces otras iniciativas que empoderen a las madres para que ayuden a sus hijas e hijos a tener éxito? Comparte la historia de tu propia mentora en la sección de comentarios o menciónala en @BIDgente en Twitter.

* La mayor parte de la programación de Moms as Mentors® está dirigida a madres y niñas, pero cualquier modelo de rol como adulto es siempre bienvenido (padres incluidos) y los talleres para padres abordan temas que son igualmente relevantes para los hijos.

Andrea Proaño Calderon es consultora en comunicaciones para la División de Protección Social y Salud del Banco Interamericano de Desarrollo.

Recommended Posts
Showing 3 comments
  • Jael Enríquez
    Responder

    Buenas tardes. Me gustaría implementar programas similares en mi localidad. Trabajo en la Dirección y Planificación de Proyectos de la Localidad de Guachipas, Salta-Argentina. Mi consulta concreta es, si actualmente cuenta el Bid con financiamiento para ello destinado a localidades como la nuestra.

    MUCHAS GRACIAS!

  • reinaldo leon
    Responder

    buenas tardes mi nombre Reinaldo Leon, padre de una niña de 10 años de edad, venezolanos, me interesa mucho su programa y me gustaria replicarlo con mi hija y otras niñas. Por favor haganme llegar informacion para comenzar a aplicar su iniciativa con mi esposa e hija. Muchas gracias mi correo reinaldoleoncadenas@gmai.com

pingbacks / trackbacks
  • […] Copyright © 2018. Inter-American Development Bank. If you wish to republish this article, please request authorization at sph-communication@iadb.org.  Lee la versión en español aquí. […]

Dejar un comentario

Contáctanos

Si tienes dudas y comentarios acerca de este blog te puedes comunicar con nuestro equipo y con gusto te ayudaremos.

Start typing and press Enter to search

migracion laboral femeninadía internacional de las familias 2018