/ 

PASSWORD RESET


REGISTER



¿Qué hacemos antes que llegue el próximo huracán?

1.23K 2

El huracán Irma se convirtió oficialmente en el huracán más poderoso jamás registrado en el Atlántico, y le siguen José y Katia con pronósticos terribles. Para este huracán, se evacuaron más de 1 millón de personas. Para el siguiente, quizá debas reforzar tus techos y alcantarillas y asegurar que tienes ahorros o seguro para ayudarte a reconstruir. Para afrontar los próximos ¨huracanes¨ de toda índole, tenemos dos tareas impostergables: planificar e invertir.

Hablemos de inversiones en mejores diseños de la infraestructura urbana, en los sistemas de vigilancia hidro-meteorológica que permita la mejor estimación de cómo irá cambiando el clima según localidad, en el desarrollo de mejores materiales y mejores técnicas de construcción.  Hablemos también de la mejor forma de adaptación al cambio climático, la mitigación, es decir las muchas formas que tienen las empresas, los gobiernos y nosotros los ciudadanos de minimizar la generación de gases de efecto invernadero para que la temperatura promedio mundial no aumente más de los 1.5 hasta 2 grados centígrados como se comprometieron los países en el Acuerdo de París.

A estas inversiones les llamamos financiamiento climático o climate finance. Nos referimos a inversiones en actividades de mitigación o de adaptación.  ¿De cuánto estamos hablando?  El Grupo Banco Interamericano de Desarrollo aprobó poco más de US$12 mil millones durante el año 2016 como financiamiento al desarrollo – redes viales, sistemas de salud, granjas eólicas, escuelas, ciencia y tecnología, reformas institucionales – en toda la región de América Latina y el Caribe. El 22% de este volumen se invertirá en la gestión del cambio climático. Bolivia por ejemplo invirtió más de US$300 millones de préstamos BID en sus programas de riego, gestión de riesgos de desastres e infraestructura de drenaje pluvial como medidas de adaptación al cambio climático, mientras que Argentina sostiene inversiones en servicios agrícolas que incluyen medidas de respuesta a los anticipados aumentos de temperatura y escasez de agua.  Nicaragua invirtió préstamos BID por casi US$80 millones en el desarrollo de su potencial de energía geotérmica y con BNDES en Brasil, se aprobó una línea de crédito cuyo primer tramo de US$750 millones financiará inversiones en energía renovable. Todas estas iniciativas contribuyen a un mejor desarrollo, e idealmente, nos ponen sobre una trayectoria de mayor capacidad para recuperarnos (mayor resiliencia) y de generación de bienestar sin generar GEIs (desarrollo bajo en emisiones).

Estas estadísticas y análisis sobre el financiamiento climático las publicamos conjuntamente un grupo de bancos multilaterales de desarrollo (BMDs) ya por seis años consecutivos. Los BMDs aplican una metodología única para asegurar la comparabilidad de las cifras y la transparencia y credibilidad de la información. En el 2016, este grupo de BMDs reportamos cerca de US$27,500 millones como financiamiento climático a nivel mundial: 26% para empresas privadas y 74% para instituciones públicas como ministerios o bancos nacionales de desarrollo; 77% para actividades de mitigación o reducción de emisiones GEI y el 23% para adaptación. El 16% de los US$27,5 mil millones fueron invertidos en países de América Latina y el Caribe, en su mayoría en agricultura, agua y saneamiento, e infraestructura en costera y ribereña, en ese orden. Con el compromiso del Banco de incrementar su financiamiento al 30% de sus aprobaciones hacia fines del 2020, tenemos mucho en qué planificar e invertir.

Descarga la publicación sobre el Financiamiento Climático .

foto: © Cayobo – Flickr – (CC BY 2.0)

2 Comments

  • Emmy Raudales dice:

    Me encant el blog, Es importante trabajar en concientizar a cada persona en este planeta sobre la necesidad que nuestras acciones esten orientadas en cuidar y proteger nuestro entorno y que ellas tienen un efecto positivo o negativo en el mundo y no se deben ver como acciones aisladas sino como un compromiso que tiene un efecto global. Llamemoslo “globalizacion mente-ambiente” Causa-conciencia-ambiente.

Leave A Reply

Su dirección de correo electrónico no será publicada.