/ 

PASSWORD RESET


REGISTER



Tres pasos para avanzar en la implementación de los NDCs

441 0

La tendencia del 2018

El 2018 no es como cualquier otro año en la agenda climática. Este año, por primera vez, el mundo está haciendo esfuerzos colectivos para la implementación del Acuerdo de Paris, firmado en el 2015. El acuerdo establece metas ambiciosas para limitar el impacto del cambio climático a nivel global. Basados en información proveniente de fuentes científicas, los gobiernos saben que estos esfuerzos se deben extender por varios años y que las acciones deben ser tomadas ahora.

La clave de este esfuerzo global recae en el dialogo constructivo. Es por eso que, siguiendo una tradición fiyiana, las naciones se unen en una franca conversación bajo el nombre del Dialogo de Talanoa. Ahí, los países informan sobre el trabajo hecho durante los últimos 3 años y cuáles son los retos y caminos por seguir para alcanzar el objetivo principal del Acuerdo de París. Con el apoyo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Chile y Uruguay organizaron dos eventos que marcaron el inicio de una serie de actividades que faciliten este dialogo y el aprendizaje de los alcances más importantes y oportunidades para promover el tema climático en América Latina y el Caribe (LAC) y alrededor del mundo.

Chile y Uruguay inician la conversación

Liderado por el Ministerio de Medio Ambiente, el gobierno de Chile organizó del 1-3 de agosto el 7mo taller LEDS-LAC, en la ciudad de Santiago. El taller fue desarrollado en conjunto con su contraparte del Programa Euroclima+. Con una participación de más de 140 asistentes de 22 países de LAC y Europa, incluyendo 42 expertos y panelistas, el evento facilitó un espacio para presentar los esfuerzos que se realizan actualmente en la implementación de las Contribuciones Determinadas Nacionales (NDCs) en distintos sectores y a nivel subnacional en LAC.

Por otra parte, entre el 20-23 de agosto tuvo lugar la Semana del Clima de América Latina y el Caribe y el Foro del Carbón en Montevideo, Uruguay. Este año, el foro atrajo más de 300 participantes con el objetivo de compartir conocimiento de punta y experiencias actuales en la implementación de NCD y sobre los mercados de carbón a través de la región y del mundo. Se organizaron talleres temáticos enfocados en sectores clave como agricultura, transporte, infraestructura, ciudades y energía; incluyendo un TEM regional enfocado en economía circular, un enfoque que el BID ha estado aplicando especialmente en las islas del Caribe, con una economía azul y circular.

 

Los alcances más relevantes

Ambos eventos ofrecieron una gran ventana para aprender donde están ubicados los países en el tema de acción climática y cuáles son las áreas de enfoque y sus retos. De la amplia y enriquecedora conversación, tres temas surgieron como los más relevantes cuando se trata de loes esfuerzos en la implementación de las Contribuciones Determinadas Nacionales.

  1. Primer paso: Centrarse en las instituciones y consultar a sus asociados

Las experiencias compartidas en estos eventos evidenciaron que los esfuerzos para implementar las NDCs (por sus siglas en inglés) inician con la creación de un marco institucional además de una consulta exhaustiva con los asociados e el gobierno, sector privado y sociedad civil. Este es el caso en países europeos y de LAC que presentaron sus experiencias durante estos eventos.

El proceso arriba-debajo de diseño de la primera ronda se limitó al desarrollo de un robusto dialogo y el establecimiento de alianzas con asociados. Sin embargo, se espera que los nuevos procesos de diseño de NDCs sigan un enfoque abajo-arriba; incluyendo procesos de consulta con el sector privado para comprender el interés y retos para inversiones alineadas a los objetivos de las NDCs. Tal enfoque podría incorporar lecciones aprendidas en la Unión Europea, donde las consultas han demostrado ser más efectivas cuando se inician con antelación a los procesos de diseño e implementación de NDCs, ya que estos podrían demorar años, además de un mensaje claro del sector privado sobre sus prioridades de inversión.

  1. Abordando juntos el desarrollo climático y sostenible

Uno de los retos más importantes que los países están afrontando actualmente es la integración de acciones climáticas a lo largo del planeamiento nacional de desarrollo y de los instrumentos de financiamiento público. Esto no solo facilita la implementación efectiva de NDCs con trabajo a través de diferentes ministerios y gobiernos subnacionales, pero además puede ayudar a coordinar la entrega de la Agenda de Desarrollo Sostenible 2030.

El alineamiento desde la perspectiva de cambio climático en áreas desarrollo sostenible en lo social, ambiental y económico son vistas como críticas. La acción climática tiene y puede apoyar el desarrollo de objetivos con soluciones creativas que puedan promover el desarrollo económico y el empleo, además de atraer nuevas y limpias tecnologías que pueden contribuir al bienestar social y al desarrollo sostenible.

Este enfoque creará soluciones climáticas más robustas a través del tiempo, además de extender la agenda a otros sectores, especialmente los Ministerios de Planificación y Finanzas que pueden jugar un rol critico en la integración de las actividades climáticas como parte de una visión para el desarrollo. Sin embargo, para avanzar en este frente, se requiere urgentemente la generación de evidencia tangible y robusta de como la intervención climática contribuye al bienestar general y a los objetivos de desarrollo.

  1. Atraer al sector privado

EL rol del sector privado en el alcance de los compromisos bajo los NDCs y El Acuerdo de Paris es crítico. Uno de los problemas identificados durante la conversación es la necesidad de trasladar los NDCs al lenguaje de los inversionistas, y a la vez, proveer claridad sobre las oportunidades y riesgos de los mercados locales. Estos necesitan ser homologados con el desarrollo de capacidades y la generación de incentivos para el sector público y privado, a través de incentivos fiscales, reconocimiento de programas y promoción de las mejor prácticas.

Dado el alcance del Acuerdo de Paris y las NDCs, es claro para el BID que los objetivos definidos por los países no serán alcanzados con proyectos individuales. La respuesta en apoyar a los países en sus esfuerzos para alcanzar estos objetivos debe ser holística e incluir soluciones que vayan desde políticas y marcos institucionales, un fuerte compromiso con los asociados y la integración en la planificación e instrumentos de desarrollo hasta mecanismos de financiamiento para el desarrollo, desarrollo del mercado y la movilización de inversiones públicas y privadas.

En respuesta a este nuevo paradigma el Grupo del Banco del Interamericano ha creado NDC Invest, una plataforma diseñada por países en LAC en búsqueda de asistencia técnica y recursos financieros, para convertir los compromisos climáticos en planes de inversión y oportunidades de financiamiento de proyectos que pueden efectivamente contribuir en el alcance de los objetivos del Acuerdo de Paris además de traer beneficios para el desarrollo.

Leave A Reply

Su dirección de correo electrónico no será publicada.