El 12 de enero del 2016, en un evento abierto al público, la Alcaldía de la Ciudad de Panamá presentó el Plan de Acción Panamá Metropolitana: sostenible, humana y global, que establece los lineamientos y actuaciones necesarios para encaminar a la ciudad hacia un futuro sostenible.

panama1

El plan fue preparado por especialistas de la Iniciativa de Ciudades Emergentes y Sostenibles (ICES) del BID y urbanistas del municipio, conscientes de que el área metropolitana de la Ciudad de Panamá debe preparase para un panorama de crecimiento poblacional de un millón de habitantes para el 2050 y armarse de herramientas que permitan un desarrollo sostenible para la generaciones presentes y futuras.

En los últimos 25 años, la Ciudad de Panamá ha duplicado su población de 830 mil habitantes en 1990, a 1.7 millones en la actualidad. Este crecimiento triplicó la huella urbana que hoy supera las 330 hectáreas y los 80 kilómetros lineales de este a oeste. El resultado es un crecimiento urbano impulsado por el mercado inmobiliario y grupos sociales de bajos ingresos que ha generado segregación social, serias dificultades de movilidad urbana y la construcción de viviendas en zonas de riesgo, condiciones que agravan la desigualdad urbana que hoy caracterizan a la ciudad.

panama 2

Para revertir este proceso, el Plan de Acción propone proyectos que apoyan la planificación urbana integral, con el propósito de construir una Ciudad de Panamá sostenible, humana y global. Tres proyectos diseñados para reducir la desigualdad urbana por medio de la re-densificación de barrios, desarrollo de viviendas y apertura de espacios públicos son:

  1. Re-densificación urbana del ensanche El Marañón

El Marañón fue uno de los ensanches más densos del centro de la ciudad. Con el paso de los años, ha ido perdiendo la densidad que alguna vez el barrio ostentó, hasta llegar al abandono y la degradación de espacios subutilizados. El Plan de Acción busca recuperar la densidad y actividad del barrio aumentando la oferta de vivienda accesible y transformando los terrenos subutilizados en espacios públicos donde se pueda disfrutar del dinamismo del barrio. El proyecto contempla la construcción de 3,500 viviendas para familias jóvenes de estratos medios y bajos y una red de espacios públicos atractivos a 200 metros de cualquier punto del ensanche. Además, se pretende introducir un mix vertical de funciones tanto en los edificios nuevos como en las intervenciones para revitalizar las calles.

Panama 3

  1. Renovación y revalorización del barrio Curundú

Curundú es un ejemplo emblemático de la desigualdad urbana en la ciudad. Pese a su ubicación próxima al centro histórico, se caracteriza por sostener tasas altas de pobreza, desempleo y criminalidad. El proyecto de renovación, diseñado por estudiantes de la Universidad de Panamá, propone 7 edificios residenciales para un total de 560 nuevas unidades de vivienda social en el barrio. La propuesta incluye construir edificio con elementos básicos de diseño ecológico. La visión de revitalización incluye cambios de zonificación dentro del barrio para proveer mejores servicios y equipamientos a la comunidad, como la construcción de centros culturales y de salud y la conversión del Rio Curundú en un parque lineal donde se pueda disfrutar de la naturaleza.


Panama 4

  1. Regeneración del eje Avenida Ecuador y la Plaza Porras

El Plan propone la reinterpretación del eje Avenida Ecuador y la Plaza Porras, de carácter histórico, como un nuevo centro cívico-cultural para toda la ciudad. La propuesta se caracteriza principalmente por la renovación de la Plaza Porras y el Parque Francisco Arias Paredes para crear una única plaza-parque, con un diseño paisajístico que combina suelos blandos con cobertura vegetal y suelos duros asociados a ejes urbanos estructurantes. El propósito es que el eje se convierta en un espacio público de disfrute colectivo que despierte el sentido de partencia y entendimiento que la ciudad es para todos.

Panama 5

El Plan de Acción fue publicado de la mano con la Municipalidad de Panamá y su presentación ha causado una gran sensación de empoderamiento entre los ciudadanos, ya que el instrumento de acción es accesible a un público amplio y, con él en mano, los ciudadanos pueden exigir un mejor futuro para su ciudad. Descarga y lee el plan aquí.

Marlene De La O se incorporó en la Iniciativa de Ciudades Emergentes y Sostenibles del BID en noviembre del 2015. Previamente, se desempeñó como gerente de proyectos para agencias de cooperación internacional en temas de desarrollo económico local, resiliencia urbana ante desastres naturales y fortalecimiento municipal en Latinoamérica. Marlene cuenta con una Maestría en Planificación Urbana del Massachusetts Institute of Technology y una Licenciatura en Desarrollo Internacional de la Universidad de California—Berkeley