Por Andrea Ulrich

Read in English

Una joven mexicana con diabetes tipo 2 oye el zumbido de su teléfono y ve una notificación: “Se ha detectado aumento de azúcar en la sangre. Inyéctese inmediatamente 6 unidades de insulina de acción rápida”.

Un adolescente del área rural de Lima que lucha contra la depresión inicia una sesión para conversar en línea con un terapeuta autorizado que vive a miles de kilómetros de distancia.

El médico de una sala de emergencias en Uruguay está a punto de prescribir un medicamento a un paciente cuando una alerta aparece en la interfaz del registro electrónico de salud del hospital: “No lo administre – el paciente tiene reacción alérgica”.

Estos escenarios ya no son cosa de ciencia ficción sino que representan formas reales en las que la tecnología digital podría transformar en pocos años el modo en que los pacientes y proveedores monitorean y cuidan de su salud en América Latina. Su impacto, de hecho, ya se está haciendo sentir.

Por eso, el BID está explorando los efectos de las tecnologías digitales en la salud de las personas. Si tienes alguna historia, imagen o video que describa los impactos de la salud digital en tu vida, por favor envíalos a andreau@iadb.org o compártelos en Twitter utilizando #SaludDigital y mencionando @BIDgente.

salud digital twitter

Tras revisar las nuevas tendencias en el cuidado de la salud, identificamos tres maneras principales en que la salud digital está abordando desafíos claves e impactando en la vida de los pacientes dentro y fuera de América Latina.

Impacto # 1: La salud digital puede hacer más precisa la atención de la salud

Los errores médicos son mucho más frecuentes de lo que la mayoría de las personas imaginan.

Para ponerlo en contexto, hay aproximadamente 1 posibilidad en un millón de resultar herido durante un vuelo en avión, pero si un paciente va a un hospital en América Latina, la probabilidad de verse perjudicado por un tratamiento médico inapropiado puede ser tan alta como 1 en diez.

La historia clínica electrónica es un modo de disminuir los errores médicos, particularmente los que se cometen en la administración de medicamentos. Un estudio demostró que el uso de un sistema computarizado de apoyo de decisiones que recomendó pautas de prescripción de dosis resultó en dosificación un 13% más precisa. Según otro estudio, esta vez de un hospital pediátrico de Estados Unidos, una herramienta computarizada condujo a un descenso del 59% de intervenciones farmacéuticas necesarias para corregir las dosis incorrectas de fármacos.

Otra manera innovadora en que la salud digital ha respondido a la necesidad de reducir los errores médicos es contar con otros profesionales para confirmar un diagnóstico. En otras palabras, optar por una salida médica tipo crowdsourcing. Una nueva iniciativa llamada Human Dx recoge ideas de más de 8000 miembros de 80 países que colaboran en la toma de decisiones médicas.

Impacto # 2: Las tecnologías digitales de salud conducen a un mayor empoderamiento de los pacientes

América Latina está enfrentando un aumento significativo de las enfermedades crónicas. Para manejarlas, los médicos se están alejando de los tradicionales sistemas de atención de la salud paternalistas, donde los proveedores de salud toman decisiones con poco o ningún insumo de los pacientes, e inclinándose a modelos centrados en el paciente, empoderándolos para manejar su propio cuidado. Este cambio es especialmente importante para el tratamiento de estas enfermedades que, por su naturaleza, son prolongadas y requieren que los pacientes se involucren en el autocuidado. Una herramienta clave con la que ahora cuentan para manejarlo de mejor modo es la tecnología digital de salud.

Los pacientes con diabetes, por ejemplo, tienen que navegar decisiones como cuándo comer, cuándo hacer ejercicio y sobre las dosis y el horario de sus inyecciones de insulina. Actualmente muchas aplicaciones de salud facilitan el autocuidado permitiéndoles a los diabéticos descargar sus resultados de glucosa, junto con otra información sobre su salud.

La salud digital puede asimismo reforzar la interacción entre el proveedor y el paciente. Las tecnologías que hacen posible establecer esta interacción no solo han resultado en una mayor satisfacción de los pacientes sino también en impactos demostrables en su salud. Un metanálisis de 18 ensayos de control aleatorios encontraron que los sistemas electrónicos que permiten que pacientes y proveedores se comuniquen y envíen información de lado a lado condujeron a una reducción significativa de los niveles de HbA1c, un indicador clave de la presencia de azúcar en la sangre.

Impacto # 3: La salud digital hace que la atención de salud de alta calidad se vuelva más asequible en áreas de difícil acceso

El acceso a una atención de salud de alta calidad en las áreas rurales es un tema que atormenta a los sistemas nacionales de salud desde hace décadas. Con la escasez de médicos, no hay suficientes doctores para tratar a los pacientes en las zonas remotas.

Sin embargo, la salud digital puede contribuir a cerrar esa brecha ofreciendo atención de alta calidad a los pacientes más aislados. En Honduras, los promotores de salud comunitarios registran datos de salud y comportamiento en sus tabletas electrónicas, que utilizan para compartir videos con lecciones relativas a la salud materno-infantil cuando visitan a esos pacientes.

También Brasil está experimentando con soluciones innovadoras. El país padece una escasez de especialistas médicos. A menudo, los pacientes deben esperar un promedio de 30 días para recibir los resultados de pruebas que cuestan cientos de dólares. Portal Telemedicina, una empresa emergente, resuelve ese problema permitiendo que las clínicas descarguen en su sistema imágenes de diagnóstico tales como escaneos de electrogastrogramas (EGG) y de resonancias magnéticas (IRM). El sistema utiliza luego un algoritmo de aprendizaje automático para detectar cualquier anormalidad. Se propone un diagnóstico y se envía a un especialista remoto para verificación. Mediante este proceso, los pacientes de una clínica remota en la amazonía brasileña pueden recibir sus resultados de resonancia magnética el mismo día y a un costo de tan solo US$ 4.

Antes de irte

Es importante tener en mente que la tecnología de salud digital debe ser evaluada de manera adecuada. Solo una pequeña fracción de las aplicaciones de salud disponibles han sido evaluadas mediante ensayos clínicos. Un sistema mal diseñado puede arrebatarle un tiempo valioso a los proveedores de atención de salud o, lo que es más grave aún, desinformar o inducir a engaño a los pacientes. Por estas razones, los pacientes, proveedores y fabricantes de tecnologías digitales deben continuar evaluando las aplicaciones y utilizando las mejores prácticas del diseño centrado en el usuario para crear tecnologías de atención de la salud. Tenemos evidencia de que cuando está diseñada y evaluada adecuadamente, la salud digital puede tener un impacto real en las vidas de los pacientes.

Nos encantaría conocer de qué modo la salud digital está teniendo algún impacto en tu vida o la vida de alguien que tú amas. No olvides compartir historias, imágenes y videos vía email a andreau@iadb.org o en Twitter utilizando #SaludDigital y mencionando @BIDgente.

Andrea Ulrich es consultora en la División de Protección Social y Salud del BID. 

Recommended Posts
Showing 2 comments
  • Mario Guevara Callejas
    Responder

    Yo se que la homeopatia es preferible a la medicina y tratamientos tradicionales carhados de efectos secundarios

pingbacks / trackbacks

Dejar un comentario

Start typing and press Enter to search

atención primaria de saluddigital health