Los sistemas de monitoreo y evaluación no sirven… a menos que se usen
Hacia el desarrollo efectivo
  • Acerca

    Este blog resalta ideas efectivas en la lucha contra la pobreza y la exclusión, y analiza el impacto de los proyectos de desarrollo en América Latina y el Caribe.
  • Los sistemas de monitoreo y evaluación no sirven… a menos que se usen

    14
    Nov
    2011

    Por

    Durante los últimos años, la demanda por evaluaciones de programas y políticas públicas ha crecido significativamente en América Latina y el Caribe.  Este crecimiento ha estado acompañado con el diseño e implementación de sistemas de monitoreo integrales, confiables y oportunos, que sirven de fuente de datos para el seguimiento de los avances en la implementación y el logro de resultados. Un buen sistema de monitoreo y evaluación no es suficiente, aunque sea riguroso, si la información que se genera no se usa para mejorar el diseño de las políticas y para rendir cuentas sobre la efectividad en el desarrollo de las intervenciones financiadas.

    Un incentivo interesante para fomentar el uso de los sistemas de monitoreo y evaluación es el reconocer las buenas prácticas que las diversas entidades públicas lleven a cabo. Un buen ejemplo de lo anterior es el reconocimiento que el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL), entidad encargada de normar y coordinar las evaluaciones de los programas sociales en México, realiza cada año. El pasado Octubre, por segundo año consecutivo, el CONEVAL reconoció a dependencias y entidades del Gobierno Mexicano que llevaron a cabo buenas prácticas en el uso, durante el ciclo de las políticas públicas, de los resultados derivados del monitoreo y la evaluación.

    Las mejores prácticas fueron seleccionadas por la Comisión Ejecutiva del CONEVAL, la cual está integrada por seis investigadores académicos y el secretario ejecutivo. La selección se basó en criterios de (i) relevancia para la toma de decisiones o para mejorar los procesos operativos, (ii) innovación en la implementación de la práctica de evaluación o monitoreo, e (iii) institucionalización de la práctica de evaluación o monitoreo como un proceso normado en la gestión: planeación, presupuesto, implementación y evaluación.

    Estos son algunos ejemplos de las buenas prácticas que este año recibieron dicho reconocimiento!

    4 comentarios

    • Juan Carlos :

      El monitoreo y evaluación de programas sociales debe pasar de una oficina que junta datos y los expone a otra que analice dichos datos y recomiende los medidas correctivas y necesarias, aedmás debe existir la voluntad de las autoridades involucradas al cambio para mejora de lo contrario no logra el ME el efecto esperado.

    • Luis Villalba :

      La importancia del tema amerita a no perder de vista que son el instrumento de los procesos de valoración del que hacer del desarrollo. Como tal son Monitoreo, Seguimiento y Evaluación: el primero mide la capacidad operativa, el segundo el aprendizaje sobre el modelo propuesto y el tercero la receptividad del beneficiario y el aporte al conocimiento. Finalmente aclarando los Impactos no los logra el agente de desarrollo (estado, Ong, etc.) sino quien constituye el objetivo del proyecto; así que no existen obras de impacto es un invento inadecuado.

    • Hola, te comento, con un grupo de alumnos desarrollamos una idea para generar trabjo en los jovenes e inclusion de los abuelos…. pero como seguir sin tener un estudio de impacto que le diga a las empresas que tambien es un buen negocio e invertan en ella.., les dejo.un video explicativo… tengo más…

    Comentar el artículo

    Suscripción
    Categorías
    Archivos