Copyright © 2018. Banco Interamericano de Desarrollo. Si deseas republicar el artículo, por favor solicita autorización a sph-communication@iadb.org

Por Aaron Merchen.

Read in English.

Para muchos, el primer mes del año significa una oportunidad de replantearse prioridades, soñar en grande y fijarse objetivos de superación y mejora del mundo que nos rodea. Los propósitos de Año Nuevo requieren concentración, pasión y compromiso, cualidades presentes en una abogacía efectiva. Pero abogar por programas de desarrollo infantil temprano (DIT) de calidad para millones de niños que permanecen en peligro de no alcanzar su potencial de desarrollo en América Latina —una región de enorme disparidad entre ricos y pobres—, demanda mucho más que buena voluntad y pasión.

Las intervenciones de calidad para el DIT conducen a una reducción de la pobreza regional, según un reciente informe del Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Un cambio en las prioridades de las políticas públicas respecto del financiamiento del DIT resulta primordial porque se traduce en acciones concretas para mejores resultados. Por ejemplo, las visitas domiciliarias para trabajar con la familia producen efectos en promedio 10 veces mayores en las destrezas cognitivas que los programas de cuidado diario, pero al parecer estos últimos siguen siendo favorecidos por quienes toman decisiones de política pública.

¿En qué consiste, entonces, una abogacía efectiva por las políticas que apoyan e inciden en intervenciones de calidad para el DIT con un enfoque especial en las poblaciones más vulnerables y marginadas?

Cualquiera puede abogar por el desarrollo infantil temprano

La abogacía es una acción deliberada, basada en evidencia, que construye voluntad política educando, persuadiendo, influyendo y presionando a los responsables clave de la toma de decisiones para que prioricen un determinado tema. Abordar aspectos complejos como la pobreza y el DIT puede resultar abrumador, de ahí que es necesario fijarse objetivos claros. Plantearse continuamente las siguientes preguntas puede ayudar a determinarlos:

– ¿Cuál es mi motivación? Es esencial explicar por qué consideras que esto es importante. Cada quien tiene su propia motivación. Apodérate de tu pasión por la causa e incorpórala a tu abogacía.

– ¿Quién es mi audiencia? La audiencia necesaria para un cambio en las políticas serán los legisladores y las autoridades responsables de las decisiones en materia de finanzas, educación, desarrollo social y salud. Para llegar a estos funcionarios de alto rango, deberás transmitir tu mensaje a una variedad de audiencias: funcionarios locales, personal parlamentario, medios de comunicación, ciudadanos y otros (véase la Figura 1).

Figura 1

– ¿Qué quiero lograr? Usualmente, para abogar por el escenario deseado trabajarás por un doble objetivo: 1) el objetivo principal de crear o cambiar la política y 2) crear “campeones” por la causa a lo largo del camino (véase la Figura 2).

– ¿Cuál es el mensaje que quiero comunicar? Es fundamental que el mensaje sea lo más claro posible.

  • Hay un asunto grave que necesita ser abordado.
    Ejemplo: Se carece de intervenciones de calidad para el DIT.
  • Hay una solución basada en evidencia para este asunto.
    Ejemplo: Las intervenciones de visitas domiciliarias producen efectos promedio 10 veces mayores en las destrezas cognitivas que los programas de cuidado diario.
  • Hay medidas claras que algunos actores clave deben adoptar.
    Ejemplo: Los legisladores y los ministros pertinentes necesitan formular políticas que apoyen e inviertan en programas de visitas domiciliarias.

– ¿Cómo le explico a mi audiencia por qué debería interesarse? Tu audiencia será compleja y diversa, de modo que debes investigar sus prioridades y antecedentes. Para lograr que un actor se interese, apela a lo que es más importante para él. Si es el costo, por ejemplo, enfócate en el alto retorno de la inversión en intervenciones de calidad para el DIT.

– ¿Qué respuesta espero? Los cambios de política nunca ocurren todos a la vez. Debes saber qué respuesta quieres obtener en cada etapa del proceso. Esto se conoce como “avanzar en la escala de campeones”. Por ejemplo, si hablas con un legislador que jamás ha escuchado sobre DIT, lo deseable es lograr que éste se interese más e incluso indague sobre cómo involucrarse.

Figura 2

Una vez que has 1) definido tu objetivo e investigado exhaustivamente sobre el tema; 2) identificado a los responsables clave de la toma de decisiones; 3) articulado una “red de influencia” para llegar a ellos; y 4) establecido en qué parte de la “escala de campeones” se ubican estos responsables clave y quienes influyen sobre ellos, estás listo para activar tu plan de acción.

Respondiendo al llamado: abogacía en acción

Para una abogacía efectiva por el DIT, es necesario estar autoempoderado. Estos consejos podrían resultar útiles:

– Aprende a hablar enérgicamente.

– Desarrolla relaciones con los formuladores de políticas y sus influenciadores.

– Comparte tu conocimiento sobre abogacía con otros.

– Eleva el perfil de tu causa tanto como puedas.

– Trabaja con los medios de comunicación y escribe cartas a los diarios locales y nacionales.

– Escribe cartas a los legisladores.

– Pasa la voz en redes sociales como Facebook y Twitter.

– Organiza recaudaciones de fondos.

– Haz preguntas a los tomadores de decisiones en foros y eventos públicos.

– Haz presentaciones ante grupos comunitarios relevantes para tu objetivo.

– Conviértete en un capacitador de abogacía en tu comunidad.

– Aprovecha los “momentos” clave como los feriados nacionales, el Día Universal del Niño o los grandes acontecimientos como las conferencias de financiación de la Alianza Mundial para la Educación (GPE por sus siglas en inglés).

– Celebra los triunfos.

– Aprende de los fracasos.

– Nunca te rindas.

Figura 3

El desarrollo infantil temprano es una cuestión esencial, a menudo subestimada y subfinanciada. El año 2018 será crucial para convertirlo en una prioridad en la agenda de los tomadores de decisiones y de quienes detentan el poder al más alto nivel. ¿Qué estás dispuesto a hacer?

Cuéntanos tu experiencia abogando por el DIT en la sección de comentarios o menciona a @BIDgente en Twitter.

Aaron Merchen es Asociado Sénior para Global Policy & Advocacy en RESULTS. Se especializa en desarrollo infantil temprano y educación global.

RESULTS es una organización de base de lucha contra la pobreza que trabaja para asegurar que todos los niños del mundo alcancen su pleno potencial.

Recommended Posts
Showing 5 comments
  • Juan Pablo
    Responder

    Me resultó interesante lo leído. Quisiera recibir en mi Email artículos relacionados con el tema. Saludos Cordiales!
    Juan

    • andreapro
      Responder

      Gracias por tu interés, Juan Pablo. Te hemos agregado a nuestra lista de subscriptores! Saludos!

  • Rodolfo Mendoza Reaño
    Responder

    Muchas gracias por este valioso documento. Bastante claro y didáctico.
    Saludos cordiales.

  • Ximena
    Responder

    El articulo expuesto es interesante, quisiera conocer mas temas relacionados y la informacion que me puedan brindar.

    Gacias anticipadas

pingbacks / trackbacks

Dejar un comentario

Contáctanos

Si tienes dudas y comentarios acerca de este blog te puedes comunicar con nuestro equipo y con gusto te ayudaremos.

Start typing and press Enter to search