Con el comienzo del siglo XXI se ha acelerado la generación de datos e información a nivel mundial. Actualmente, cada dos días se generan tantos datos como aquellos creados hasta el 2003. Es decir, en dos días se genera la misma cantidad de datos de los últimos 5000 años, cuando se cree que ha tenido lugar el nacimiento de los primeros sistemas de escritura (3000 A.C.).

Diversos tipos de dispositivos generan y permiten la acumulación de increíbles cantidades de datos e información. Mensajes de texto de teléfonos celulares, transacciones bancarias, viajes en bus, cantidad de grafitis en las calles, etc. son apenas algunos de los números que pueden ser monitoreados, procesados y analizados. Esta realidad ha creado una insuperable oportunidad para la utilización de los mismos.

El ámbito de las políticas públicas urbanas no ha querido ser la excepción. En la actualidad, difícilmente se pueden concebir soluciones a problemas urbanos que no cuenten con un riguroso análisis de datos a la hora de identificar el problema, y testear soluciones.

En línea con esta tendencia mundial, el Banco Interamericano de Desarrollo a través de la Iniciativa de Ciudades Emergentes y Sostenibles, se ha propuesto contribuir al empoderamiento de la sociedad civil, la academia y los gestores públicos de la región consolidando en una sola plataforma todos los datos e información recabada en el marco de la implementación de la metodología ICES. El Urban Dashboard (UDB) (www.urbandashboard.org) es una plataforma gratuita online que contiene datos e información de las más de 50 ciudades intermedias que componen la Iniciativa.

Urban Dashboard 3

 

La misma está compuesta por 4 grandes secciones:

  • La primera, presenta los valores de más de 120 indicadores y 70 encuestas administradas durante la etapa de diagnóstico en las ciudades.
  • La segunda, expone el status de los proyectos en aquellas ciudades que ya se encuentran en fase de implementación.
  • La tercera, presenta los mapas de riesgos, crecimiento urbano, densidad y población de las ciudades.
  • La cuarta, presenta diversos estudios de Crecimiento de la Huella urbana, Mitigación de Gases de Efecto Invernadero y Vulnerabilidad a Desastres Naturales, entre otros, realizados en las ciudades en el marco de la implementación de la metodología ICES.

Como se mencionó anteriormente el objetivo del Urban Dashboard es empoderar a todos aquellos interesados en las problemáticas de ciudades intermedias de la región con datos e información para la exploración e identificación de soluciones reales a sus problemas. Es decir, busca hacer accesible datos e información con el objetivo de que los gobernantes, pensadores públicos, miembros de movimientos ciudadanos o ONGs de la región puedan tomar, influir o informar sus decisiones basándose en estos. ¿Cómo lo hace? Existen tres maneras:

  • Les permite comparar líneas de base y evolución en el tiempo de más de 120 indicadores y 70+ preguntas de opinión en tres grandes pilares (Sostenibilidad Ambiental y de Cambio Climático, Sostenibilidad Urbana, Sostenibilidad Fiscal y Gobernabilidad). Por ejemplo, permite que un gestor público de Cochabamba compare cómo es la cobertura de su ciudad en materia de servicios públicos básicos (agua, saneamiento, recolección de residuos) con otras ciudades de similar dimensión.

urban dashboard 4

  • Facilita la identificación de experiencias de políticas públicas exitosas y replicables que hay en la región al ofrecer los Planes de Acción y la descripción de los proyectos implementados en todas las ciudades. Por ejemplo, esta información podría empoderar al líder de una ONG o movimiento civil de la ciudad de Panamá al presentarle las soluciones en materia de seguridad ciudadana implementadas en la ciudad de Goiania, Brasil.

planes de accionPlanes de Acción Ciudades ICES disponibles en el Urban Dashboard

  • Promueve el estudio y la concientización de los riesgos de desastres naturales en las ciudades de la región a través del uso de sus mapas de riesgo y soluciones propuestas en los documentos base que forman parte de la Iniciativa. Por ejemplo, un profesor universitario podrá comparar las amenazas del cambio climático y las estrategias de mitigación propuestas en la ciudad de Tegucigalpa, con aquellas de Managua o Quetzaltenango.

Los datos e información pública masiva generan una oportunidad: la posibilidad de mejorar la eficiencia a la hora de identificar, analizar y proponer soluciones a problemas urbanos. El Urban Dashboard, como la Iniciativa misma, busca convertirse en un bien público regional aportando a esta nueva tendencia mundial de toma de decisiones con base en observaciones empíricas y análisis cuantitativos con el fin de poder ayudar a resolver los problemas urbanos más latentes e importantes de la región.

Te invito a ver este video para conocer cómo funciona esta herramienta: