Del 25 al 27 septiembre de 2015, tendrá lugar la próxima Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU) en Nueva York. Durante este evento, los países deberán aprobar la nueva agenda post-2015 titulada “Transformando nuestro mundo: Agenda 2030 para el desarrollo sostenible”(Transforming our world: the 2030 agenda for sustainable development) para darle un nuevo respiro a los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODS), los cuales ahora integran una dimensión ambiental y se denominan Objetivos de Desarrollo Sostenible (SDGs, por sus siglas en inglés).

ODS 1Costa de Miami, Florida. Foto: Jennifer Doherty-Bigara

La agenda post-2015 es fruto de negociaciones que se lanzaron en Rio+20 cuando se estableció la necesidad de redactar un documento acorde a la visión de un desarrollo sostenible con la participación activa de los países en desarrollo. El resultado refleja la voluntad de los países de contar con objetivos e indicadores de desarrollo sostenible que reflejen los desafíos que enfrentan en su camino hacia un crecimiento inclusivo y ambientalmente respetuoso.

Tomando en cuenta las nuevas dinámicas mundiales, el ODS #11 subraya la importancia de contar con ciudades sostenibles a través de las siguientes metas de aquí al 2030:

  1. Proveer acceso una vivienda adecuada, segura y asequible así como a servicios básicos y mejoramiento de tugurios.
  2. Proveer acceso para todos a un transporte seguro, asequible, accesible y sostenible.
  3. Mejorar la planificación urbana a través de procesos participativos.
  4. Fortalecimiento de los esfuerzos para proteger y salvaguardar el patrimonio cultural y natural.
  5. Reducir significativamente el número de muertes, personas afectadas y pérdidas económicas directas en relación con el producto interno bruto global causadas por los desastres naturales.
  6. Reducir el impacto ambiental per cápita de las ciudades, incluso prestando especial atención a la calidad del aire y la gestión de residuos
  7. Proveer acceso universal a espacios seguros, verdes y públicos, en particular para a las personas más vulnerables.
  8. Apoyar sinergias económicos, sociales y ambientales entre las zonas urbanas, peri-urbanas y rurales mediante el fortalecimiento de la planificación nacional y regional de desarrollo.
  9. Aumentar el número de ciudades que adoptan políticas y planes integrados que fomenten la inclusión, la eficiencia en el uso de los recursos, así como acciones de mitigación y la adaptación al cambio climático.
  10. Apoyar a los países menos desarrollados, a través de asistencia técnica y financiera, en la construcción de edificios resilientes y sostenibles usando materiales locales.

En el caso de las ciudades emergentes, estas metas constituyen 10 prioridades en la planificación de su crecimiento y la consolidación de un desarrollo económico verde e inclusivo, en otras palabras, una oportunidad de evitar las problemáticas que enfrentan las megaciudades.

Xela 2Quetzaltenango, Guatemala. Foto: Ramón Zamora

Debido a su rápido crecimiento, las ciudades emergentes son el futuro del motor económico en América Latina y la oportunidad de atender los problemas de desigualdad que entorpecen el desarrollo. Sin embargo, sin una planificación estratégica que integre problemáticas ambientales y una inversión oportuna en infraestructura, las oportunidades se pueden transformar en mayores desafíos en el camino hacia una mejor calidad de vida para sus habitantes.

Todas estas metas también coinciden con las temáticas que la ICES viene trabajando con énfasis en cada uno de los planes de acción. A continuación les comparto una serie de artículos que hemos publicado en el Blog de Ciudades Emergentes que hacen referencia algunas de estas metas:

Meta Blog ICES
Planificación integrada que incluya los mapas de riesgo y escenarios de cambio climático ¿Cómo manejar el riesgo de las inundaciones?

 

Promoción de una movilidad limpia e incluyente Ciudades Accesibles: Cómo diseñar ciudades aptas para personas con discapacidad
Propuesta de acciones de mitigación y adaptación al cambio climático ¿Cómo afecta el cambio climático a las ciudades?
Recuperación de áreas verdes y ríos ¿Cuáles son los beneficios de la recuperación de los ríos urbanos? El caso de Rosario, Argentina
Fomento de la participación ciudadana Beneficios de abordar la movilidad urbana a través de un Consejo Ciudadano
Vivienda Sostenible Vivienda sostenible: Dime dónde vives y te diré tu impacto sobre el ambiente
Infraestructura sostenible ¿Qué entendemos por infraestructura sostenible?

La construcción de un desarrollo sostenible se encuentra principalmente en la intervención oportuna en las ciudades. Este es uno de los retos más importantes para la región de América Latina y el Caribe, por lo que es necesario que gobiernos los locales utilicen los lineamientos planteados por la ONU en el diseño de sus ciudades a fin de ofrecer mejores condiciones para sus ciudadanos sin poner en riesgo la calidad de vida de generaciones futuras.

 

Jennifer Doherty-Bigara es asesora política y especialista en cambio climático. Sus principales áreas de especialización son las políticas nacionales de cambio climático, proyectos comunitarios de adaptación, la integración del cambio climático en la planificación local y el liderazgo juvenil. Jennifer tiene una maestría en Asuntos Internacionales y Estrategia de Empresa de Sciences Po de Toulouse (Francia) y una maestría en Desarrollo Internacional de McCourt School of Public Policy de la Universidad de Georgetown (EEUU). Su anterior experiencia de trabajo incluye las representaciones del gobierno de México ante la OCDE y las Naciones Unidas. Sigue a Jennifer en Twitter: @jdohertybigara