Copyright © 2016. Banco Interamericano de Desarrollo. Si deseas republicar el artículo, por favor solicita autorización a sph-communication@iadb.org

Por Ricardo Pérez Cuevas.

Muchas mujeres embarazadas saben de la importancia de tomar ácido fólico durante la gestación. Lo que no es tan comúnmente conocido es que el momento donde tiene mayor importancia y eficiencia tomarlo es durante el período periconcepcional, es decir tres meses antes y un mes después de la concepción del bebé.

El cerebro y la médula espinal, tubo neural, de los bebés se forman en las primeras cuatro semanas de embarazo. Si la madre no tiene una buena alimentación, en particular en cuanto a la ingesta de la forma de vitamina B conocida como ácido fólico, el bebé está en riesgo de un desarrollo incompleto del cerebro llamado anencefalia y de la médula espinal y sus capas protectoras. Estos problemas del desarrollo se conocen como defectos de tubo neural, la espina bífida es uno de los más comunes.

La deficiencia de ácido fólico también está asociada a otras malformaciones congénitas como labio y paladar hendido, malformaciones del sistema urinario y del corazón, y peso bajo al nacimiento. Dependiendo de la región, los defectos de tubo neural ocurren entre 1 y 10 por cada 1000 nacimientos. A nivel global ocurren aproximadamente 300.000 nacimientos de bebés con algún defecto de tubo neural y una proporción importante de estos defectos es prevenible con el consumo de ácido fólico.

¿Qué solución han encontrado los gobiernos?

El conocimiento de que muchas mujeres en edad reproductiva no consumían cantidades adecuadas de ácido fólico alentó la búsqueda de alternativas para incrementar su ingestión. En muchos países de América Latina y el Caribe, los gobiernos introdujeron como solución la fortificación de harinas de trigo, de maíz o arroz.

Evaluaciones antes y después de la fortificación de harinas con ácido fólico en América Latina y el Caribe comprobaron que se redujo la deficiencia de ácido fólico. A su vez, varios estudios demostraron que en Argentina, Brasil, Chile, Costa Rica, México y Puerto Rico esta medida de salud pública redujo a la mitad el número de recién nacidos con algún defecto de tubo neural.

Por otra parte, la fortificación de harina con ácido fólico ahorra millones de dólares a los servicios de salud y a la sociedad pues el costo de la fortificación es mínimo comparado con el costo de las cirugías, terapia física y rehabilitación de los niños que llegan a nacer con algún defecto de tubo neural. Lo mismo ocurre con los gastos que la familia tiene que costear en caso que tenga algún bebé con estos problemas.

La mala noticia es que todavía no se ha alcanzado un consumo adecuado. Una de las causas es la falta de información, el desconocimiento de los beneficios de tomar micronutrientes y de las consecuencias de su deficiencia. En general, las mujeres perciben más la necesidad de hierro durante el embarazo, pero no de otros micronutrientes como el ácido fólico y a su vez es necesario que se consuma regularmente.

Otras causas son el olvido para tomar los suplementos, la carencia de estos en los servicios de atención prenatal, la falta de dinero para comprarlos o el temor de tener algún efecto secundario. Y quizás, la causa más importante, es la falta de costumbre de consumir alimentos ricos en ácido fólico como los vegetales de hoja verde – espinacas –, lentejas, frijoles y frutas cítricas.

¿Cuál es la recomendación?

El Centro para la Prevención y Control de Enfermedades recomienda que todas las mujeres de entre 15 y 45 años de edad tomen 0.4 mg (400 microgramos) de ácido fólico diariamente. Esta recomendación obedece a que muchos embarazos son no planeados y porque, como mencionamos previamente, los defectos de tubo neural ocurren antes incluso de que la madre sepa que está embarazada. Esta simple recomendación puede cambiar la vida de muchos.

Ricardo Pérez Cuevas es médico, especialista sénior en salud y editor del Blog Gente Saludable del Banco Interamericano de Desarrollo.

Articulos Recomendados
Showing 2 comments
  • Luis
    Responder

    Interesante conocer y difundir

  • Famifarma
    Responder

    Interesantes apuntes, curioso que aún no haya una “regla matemática” que establezca cuánto tomar

DÉJANOS TU COMENTARIO

Contáctanos

Si tienes dudas y comentarios acerca de este blog te puedes comunicar con nuestro equipo y con gusto te ayudaremos.

ESCRIBE Y PRESIONA ENTER PARA BUSCAR